Press Release


Declaración del Grupo de Trabajo de Viajes y Transporte sobre el brote de enfermedad por el virus del ébola en África Occidental

Ubicaciones

Madrid
España
Madrid
España
Madrid
España
PR No.: 
PR 14078
10 Nov 14

Las principales organizaciones y asociaciones internacionales de los sectores del transporte, el comercio y el turismo apoyan firmemente a la Organización Mundial de la Salud (OMS) en su postura contraria a la imposición de prohibiciones generales de los viajes y el comercio o de restricciones que incluyan la cuarentena general de los viajeros procedentes de países afectados por la enfermedad por el virus del ébola.

No se recomiendan prohibiciones generales de viajes ni de operaciones comerciales

El Grupo de Trabajo de Viajes y Transporte*, establecido en agosto de 2014, apela a la cooperación internacional entre los gobiernos y el sector del transporte para seguir las recomendaciones del Comité de Emergencias del Reglamento Sanitario Internacional acerca del ébola, órgano auspiciado por la OMS.
 
La OMS no recomienda la imposición de prohibiciones generales de viajes u operaciones comerciales, ni tampoco de la cuarentena general de los viajeros procedentes de países afectados por la enfermedad, como parte de las medidas destinadas a contener el brote.
 
La imposición de tales prohibiciones podría generar una infundada sensación de control y hacer disminuir el número de agentes de salud que voluntariamente prestan apoyo a las labores de prevención y control de la enfermedad en los países afectados. Semejantes medidas, además, podrían ir en detrimento de operaciones comerciales esenciales para hacer llegar a los países afectados suministros como alimentos, combustible y material médico, lo que no haría sino agravar la difícil situación humanitaria y económica que atraviesan.
 
Reconocimientos de salida
 
Los “reconocimientos de salida” que se practican actualmente en los aeropuertos internacionales, puertos y principales puestos fronterizos terrestres a toda persona que sale de un país afectado constituyen una medida recomendada por la OMS que puede reducir el número de personas sintomáticas que viajen desde los países con niveles elevados de transmisión del virus del ébola.
 
La práctica de reconocimientos médicos al entrar en países no afectados puede ayudar a generar un mayor nivel de conciencia pública sobre la enfermedad por el virus del ébola, aunque quizá también exija un volumen importante de recursos, en particular personal, instalaciones y sistemas para atender a viajeros enfermos en los que se sospeche afectación por el virus.
 
Preparación para los países no afectados
 
Las mejores medidas de protección para los países no afectados estriban en un nivel adecuado de preparación, lo que supone acrecentar la vigilancia para detectar y diagnosticar casos con prontitud y contar con personal preparado y planes operativos para atender todo caso sospechoso de infección con procedimientos que garanticen la seguridad y reduzcan al mínimo el riesgo de propagación.
 
Deben realizarse por doquier campañas de comunicación dirigidas a viajeros, líneas aéreas, tripulaciones de barco, personal de los puntos de entrada y trabajadores sanitarios para informar sobre la sintomatología de la enfermedad por el virus del ébola y sobre el proceder adecuado ante una persona que presente esos síntomas. También deben hacerse públicos los datos sobre la eficacia de los “reconocimientos de salida”.
 
Consejos para los viajeros
 
Toda persona que haya viajado a uno de los tres países de África Occidental actualmente afectados por la enfermedad (Guinea, Liberia y Sierra Leona) debe adoptar una serie de precauciones durante los 21 días siguientes a su regreso:
 
permanecer dentro del radio de alcance de un centro de salud de calidad;
conocer los síntomas de la infección (fiebre súbita, debilidad extrema, dolores musculares, cefalea, vómitos, diarrea, erupciones cutáneas y, a veces, hemorragias);
notificar de inmediato (y de ser posible por teléfono) al servicio local de urgencias médicas todo cuadro de fiebre igual o superior a 38 grados Celsius, mencionando sus antecedentes de viaje.
 
Tener presente además que:
 
cuanto más rápidamente se recibe tratamiento, mayores son las probabilidades de recuperación;
el virus del ébola se contrae por contacto directo con los líquidos corporales de una persona infectada;
las personas asintomáticas no son infecciosas, aun cuando estén incubando la enfermedad
 
Participación en reuniones internacionales
 
El Comité de Emergencias del RSI acordó que no se dictara ningún tipo de prohibición general de la participación de personas procedentes de países con transmisión del virus del ébola en reuniones o manifestaciones internacionales, decisión que habrá de adoptar caso por caso el país anfitrión, que también podrá solicitar un control sanitario adicional de los participantes.
 
El Grupo de Trabajo de Viajes y Transporte, del que forma parte la OMS, viene trabajando para:
 
elaborar pautas con recomendaciones sobre la práctica de reconocimientos médicos a la salida de los países afectados;
definir un conjunto de consideraciones y medidas para planificar los reconocimientos médicos en los puntos de entrada para los países que deseen implantarlos como parte de su plan de preparación;
informar a los sectores aéreo y marítimo de los procedimientos para el transporte seguro de viajeros sospechosos de infección por el virus del ébola a bordo de un avión o embarcación o en los puntos de llegada;
facilitar información sobre la enfermedad a los viajeros que lleguen a aeropuertos, puertos u otros lugares de tránsito o los dejen;
elaborar protocolos para el sector del transporte de pasajeros;
reunir datos y trabajar con las autoridades para reducir las restricciones a las llegadas a puerto y a los movimientos de embarcaciones y aeroplanos.
El Grupo de Trabajo está preocupado por los informes que dan cuenta de casos en los que se ha denegado la prestación de asistencia médica a marineros enfermos a bordo de buques que habían hecho escala en algún puerto de la región afectada por la enfermedad.
 
*Acerca del Grupo de Trabajo de Viajes y Transporte
 
Los miembros del Grupo de Trabajo de Viajes y Transporte son: la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización de Aviación Civil Internacional (OACI), la Organización Mundial del Turismo (OMT), el Consejo Internacional de Aeropuertos (ACI), la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA), el Consejo Mundial de Viajes y Turismo, la Organización Marítima Internacional (OMI), la Cámara Naviera Internacional y la Asociación Internacional de Líneas de Crucero.
 
El Grupo de Trabajo fue creado en agosto de 2014 con el cometido de respaldar las actividades mundiales para contener la propagación de la enfermedad por el virus del ébola y ofrecer una respuesta internacional coordinada en los sectores de los viajes, el comercio y el turismo.
 
Acerca de la enfermedad por el virus del ébola
 
El riesgo de transmisión de la enfermedad por el virus del ébola en el curso de un viaje es pequeño. A diferencia de lo que ocurre con infecciones como la gripe o la tuberculosis, el virus del ébola no se propaga por el aire que exhala una persona infectada (y las partículas en suspensión que contiene). La transmisión exige el contacto directo con sangre, secreciones, órganos u otros líquidos corporales de personas o animales infectados, vivos o muertos, episodios todos ellos improbables en el caso del viajero medio.
 
Las personas sólo son infecciosas cuando empiezan a manifestar los síntomas: fiebre, debilidad, cefalea y dolores musculares y de garganta, y después vómitos, diarrea, erupciones cutáneas y, en algunos casos, hemorragias. Cuando sea posible que una persona (viajeros inclusive) haya estado expuesta al virus del ébola, deberá solicitar atención médica al primer signo de enfermedad. Cuanto antes reciba tratamiento más probabilidades de supervivencia tendrá.
 

Contactos:

OMT

Responsable de Prensa de la OMT: Marcelo Risi

Tel.: (+34) 91 567 81 60 

OMS
 

Prensa: Tarik Jasarevic

Tel.: (+41) 22 791 50 99
Mov.: (+41) 79 367 62 14